Después de ganarle algo al oro, ahora toca el petróleo…

Después de ganarle algo al oro, ahora toca el petróleo…

Atención a la ruptura de la directriz bajista que venía respetando el futuro del petróleo desde Julio del año pasado cuando marcó máximos. Además, esta ruptura se ha producido con un apoyo en la directriz alcista de largo plazo que mantiene desde mínimos marcados a finales de 1998.

Para confirmar una posible entrada larga en el crudo, debería romper el rango lateral en que se ha metido recientemente, que tiene su resistencia en los entornos de los 50 euros.